Nuestros Cuentos

domingo, 12 de julio de 2015

Vientos de Mayo

La música me arranca las sábanas y me lanza a la calle a su conquista. Los belfos acomodaron sus redoblantes acomodaron sus redoblantes y un ebrio bufón nos espera bajo el arca de palmas. El aire huele a mayo y a diciembre la alegría brota de las fachadas de la vereda es como la de los niños en las tardes de circo. Estoy envuelto en este sortilegio junto con otras almas que aún prenden de seres egoístas pero por ahora vamos a regocijarnos con el canto. Nuestras voces levantarán las conciencias y embriagarán los cuerpos de alegres visitantes, de músicos, de locos y de lindas muchachas que con sus ojos y palmadas. Eternamente nos dirán que nos aman en esta madrugada. Del libro Código postal 1010: José Javier Sánchez     

Principal

Principal
para ver esta pag.haga doble click sobre la imagen